Ritmo Cubano - Cancionero (No. 86 - VIII Época)

ID Colección: CAN0068
Formato: Cancionero
País origen: España
Año: 1949
Featuring:
Armando Oréfiche y sus Havana Cuban Boys - Agrupación musical, Artista(s) de la portada
Jaime Camino y su Orquesta Ébano - Agrupación musical, Artista(s) de la portada
Descripción:

En 1948, Jaime Camino, músico y empresario gallego que viaja con frecuencia a Cuba, decide emular el éxito en España de Armando Oréfiche y sus Havana Cuban Boys llegados en Madrid en verano de 1947. Crea una orquesta de solistas más moderna y dinámica que la de Oréfiche, y sensible a las nuevas líneas experimentales abiertas por el be bop en Estados Unidos. Su agrupación se llama Jaime Camino y su Orquesta de Ébano y está formada por músicos de primera categoría y fans de jam sessions como Frank Segrants "Boogie Sergeant", Rubén Calzado y Miguel Moliner (estos dos del conjunto de Arsenio Rodríguez) (trompetas), Cosme Peñalver (saxo alto), Edilberto Escrich (clarinete, saxo alto), José "Chombo" Silva (saxo tenor), Leopoldo Junco "Picolino" (saxo tenor y saxo barítono), Ángel Urfé (piano), Carlos Forcade (timbales y conga), Rubén Amat (bongós), Owen Campbell "Big Fletchit" (batería), Israel Rivero "El Gran Israel" (voz), Candita Batista (voz) y un trombonista de nombre desconocido. Todos eran cubanos menos "Boogie Sergeant" y "Big Fletchit", este último panameño nacido en Colón.

En octubre, están en Madrid, pero es en Barcelona que obtendrán sus mayores éxitos a partir del 3 de enero de 1949. Actúan en el Salón Rigat y el público acude numeroso para bailar al ritmo de sus mambos modernos y arreglos de jazz. La mayoría de sus temas son composiciones de Rubén Calzado -proclamado "creador del mambo" en Europa por haber participado a la creación del ritmo diablo de Arsenio Rodríguez, modalidad sonera rival del mambo de Dámaso Pérez Prado- y del bongosero Rubén Amat, marido de "la emperatriz del afro" o "Diosa de ébano" Candita Batista. Los sábados por la tarde, en el mismo Rigat, algunos músicos como José "Chombo" Silva, "Big Fletchit" y "Boogie Sergeant" participan en populares jam sessions particularmente apreciadas por el joven pianista catalán Tete Montoliú, futura figura estelar del jazz internacional. Pero poco después la orquesta se desbarata por conflictos con los músicos.

Al año siguiente, el 10 de octubre de 1950, Jaime Camino debuta con su nueva formación, la Orquesta Rumbavana, en la sala barcelonesa Buena Sombra. El único cubano de la agrupación es el trompetista Miguel Moliner, director inicial de la banda. Después de reforzar cada sección de la orquesta, Jaime Camino reaparece en el Salón Novedades en febrero de 1951, antes de girar en varias ciudades del país. Más adelante recupera al percusionista Carlos Forcade. En 1955, después de otro viaje a Cuba, Jaime Camino presenta su nuevo espectáculo "Estrellas de Cuba", pero esta vez, en cumplimiento de la normativa del Sindicato de Músicos, solo la mitad de su plantilla proviene de la isla del Caribe. Entre ellos, de nuevo la cantante afro Candita Batista, la bolerista Pilar Morales, Miguel Moliner, el guitarrista y compositor Jesús Guerra, la pianista Enriqueta Almanza, un bongosero de apellido René, y el conguero Pedrito "El pequeño". Debutan en el Salón Novedad de Barcelona, antes de viajar a Madrid donde actúan en el Casablanca y luego en la Parrilla del Alcázar. A cabo de un año la jazz-band se disuelve y algunos de sus músicos pasan a formar la Orquesta Cha-Cha-Chá que viaja a varios países de Europa, pero es otra historia que les contaremos más adelante (TM).